CARDINAL®, Responsabilidad y Compromiso Fundamental
 

Columna 042:
Faltan leyes para combatir la hostilidad a homosexuales

 
 
 
CARDINAL®, Responsabilidad y Compromiso Fundamental
 
Por: Israel Mendoza Torres.
 
 

El Presidente de los Estados Unidos de Norteamérica, Barack Obama, invitó en la semana de Pascua al tradicional festín que se realiza cada año en la Casa Blanca, a 100 familias homoparentales (conformada por padres homosexuales).

 

Un enorme paso para eliminar el letargo en que vivimos desde siempre con respecto a las diferencias. Esperemos que no sea sólo un acto proselitista. Porque es necesario y urgente erradicar de raíz todas las formas de hostilidad hacia los homosexuales.

 

Recuerdo, que en cierta ocasión, leía a Carlos Monsiváis que escribió el artículo ‘Los 41 y la gran redada’ en la revista ‘Letras Libres’ [número 40, de abril del año 2002], en la que decía « ¿Qué distancia hay del “que las llamas purifiquen tu pecado” al “lo maté por maricón”? sin que lo sepan los asesinos, y sin que dejen de actuar, la consigna, los crímenes de odio contra los gays. . .».

 

Hoy en día parece que ya hay una mayor apertura, un poco más de tolerancia; pero ese ‘poco más’ no es suficiente.

 

Pues la ignorancia y la falta de información, además de otros factores como la línea conservadora en la educación, van germinado la homofobia en la vida de algunas personas, de muchas de ellas.

 

Copyright 1: © RandyBlue. Modelos: Desconocidos.
2: © 2005 AP.

 

Y es cuando los hombres que ejercen su vida afectiva y sexual distinta a la heterosexual son objeto de señalamientos, consignas, cierre de puertas a oportunidades de trabajo, botados de sus hogares; que son acreedores de golpizas por ser homosexuales. . . un sin fin de circunstancias por las que la oleada homosexual tiene que pasar.

 

Y si es difícil esto, imagínense cuando se tiene que cargar los conflictos internos de no aceptación, de culpas, etc. Es verdaderamente difícil y aún así no se entiende, no hay conciencia por la mayoría de la gente, o de algunos, sea el caso.

 

Esto se hace, a pesar de que hay leyes que lo prohíben, empezando por la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, en el artículo 16, Título primero, capítulo I De las garantías individuales, que dice lo siguiente: “Nadie puede ser molestado en su persona, familia, domicilio, papeles o posesiones, sino en virtud de mandamiento escrito de la autoridad competente, que funde y motive la causa legal del procedimiento” (en el caso del hostigamiento por parte de la autoridad). Pero la constitución no es respetada.

 

Las manifestaciones de ideas, no tienen por qué ser coartadas, claro, siempre y cuando éstas no sean, verdaderamente, perturbadoras al orden público. Su fundamento legal está manifestado en el artículo 6 de la misma constitución que nos rige en México.

 

Artículo 6. — La manifestación de las ideas no será objeto de ninguna inquisición judicial o administrativa, sino en el caso de que ataque a la moral, los derechos de tercero, provoque algún delito o perturbe el orden público; el derecho a la información será garantizado por el Estado.

Las marchas que anualmente se hacen por parte de la comunidad homosexual, es tachada de inmoral y perturbadora del orden público; cuando hay marchas en las que cierran calles, realizan paros en vialidades; o qué decir de las marchas que se hacen para apoyar a dirigentes políticos sin un respeto a los demás, provocando caos viales y peatonales, ¿eso no es perturbar el orden?

 

Sin embargo, creo firmemente que las marchas del orgullo gay no es la única, ni la última, alternativa para exigir el respeto que por ley constitucional y humana nos corresponde.

 

 

Realmente existiría un gran paso cuando podamos escuchar que la homofobia está siendo erradicada. Fijamente viene ahora mismo a mi memoria que en la revista The Times (no recuerdo el número ni fecha) que mencionaba “El diputado del Partido Conservador Británico Alan Duncan, encargado de asuntos Exteriores, decidió hacer pública su homosexualidad de forma ‘clara e inequívoca’. ‘Vivir detrás de una máscara en el mundo moderno, sencillamente no es buena solución’”.

 

En México, ese tipo de declaraciones serían sujetas a ‘periodicazos’, escándalos hechos por parte de cierta prensa y por la sociedad. Obviamente, declaraciones cargadas por consignas de los conservadores. Es por ello que muchos políticos viven su homosexualidad detrás de los reflectores. Lo único que no les aplaudo es la forma en que se dirigen a los homosexuales, porque siendo ellos de la misma tendencia deberían tener mucho mayor respeto. Pero como hay que guardar las apariencias, es mejor denigrarlos que aceptarlos para no ser vinculados con la misma preferencia sexual.

 

Lo que sí es real, es que tenemos que comenzar a educar a la gente en éste sentido, no de un solo golpe; pero si poco a poco. Esto, sin que se tenga que vivir en sombras o en mascaras, como lo bien lo dijo Alan Duncan. Sin hacer tampoco un caos. Simplemente crear conciencia en la gente de que también vale un homosexual, lo mismo que un heterosexual.

 

Las diferencias se hacen por la ignorancia, y esa, si que es una enfermedad. Existen, todavía, personas que aseguran que la homosexualidad es una enfermedad, lo terrible es que lo dicen sin ningún fundamento científico que los avale.

 

 

IMPORTANTE: Copyright © 2009 Israel Mendoza Torres. La columna ‘Cardinal’, así como El logotipo y nombre de ‘Cardinal’, están resguardados bajo los términos del Derecho de Autor. Prohibida su reproducción parcial o total sin autorización por escrito de su autor.

Blogs del autor:

 

http://israelmendozatorrespresenta.blogspot.com

http://homosexualidadresponsable.blogspot.com
http://planetaenlibertad.blogspot.com

http://imtdenunciaciudadana.blogspot.com

 

© La vida no es más que el fruto de lo que vamos construyendo. No hagamos lo que no queremos que un día nos hagan a nosotros; porque el tiempo es sabio y pone todo en su lugar, tarde o temprano. . . No hagamos sexo por el simple hecho de hacerlo; porque las enfermedades serán la peor consecuencia… La mejor arma contra la ignorancia es la lectura; aprendamos a leer más para ampliar nuevos horizontes en nuestra mente…

 

 

Expidan todos sus comentarios, quejas o sugerencias al correo electrónico: Correo electrónico
 

¡Hasta la próxima!
 

 
 
 
© VeracruzGay.com & Israel Mendoza Torres ● 2009 ● Derechos Reservados ● México